¿Qué es la dación en pago?

Uno de los síntomas más rotundos de la actual crisis, el cual da una idea muy clara de la severidad y profundidad de la misma, ha sido la popularización de un término financiero como es la dación en pago, que hace unos años le hubiese sonado a chino a cualquiera que no trabajara en el sector inmobiliario o en la banca. Pero lamentablemente son muchas las familias que ya saben lo que significa, pues se han enfrentado a esta cláusula hipotecaria como única solución para sus problemas. La definición de “dación en pago” es exactamente:  la entrega de un bien a cambio de saldar una deuda pendiente de pago. O dicho de otro modo, la cancelación de la hipoteca entregando al banco las escrituras y las llaves de la vivienda puesta en garantía.

House and money

Se trata de una alternativa a la ejecución hipotecaria, que es la opción por la cual la entidad financiera, amparada por la Ley Hipotecaria, procede a la venta forzosa del inmueble impagado por sus propietarios para de este modo cobrarse la deuda. La propiedad se vende en subasta pública al mejor postor. Lo que ocurre es que si la puja es baja y ni tan solo llega a cubrir la deuda que tiene contraída el propietario con el banco, además de perder la vivienda seguirá manteniendo la deuda no satisfecha.

En estos momentos existe una nueva ley de dación en pago que ofrece mayores facilidades para que determinados deudores puedan acogerse a esta posibilidad. Se trata del RD – Ley 6/2012 de 9 de marzo de 2012, de medidas urgentes para la protección de deudores hipotecarios sin recursos. Con anterioridad a este decreto, la Ley Hipotecaria ya contemplaba la posibilidad de la dación en pago, pero para poder materializarse debía estar pactada entre la entidad financiera y el cliente antes de firmar el préstamo hipotecario y, por tanto, estar especificado expresamente en la escritura hipotecaria.

La dación en pago es, por tanto, dentro de lo dramático de la situación, una buena solución para ambas partes, ya que el deudor que sabe que no podrá hacer frente a la hipoteca, entrega la casa pero se deshace de la deuda íntegramente; y las entidades de crédito evitan los altos costes implícitos en una ejecución hipotecaria y los plazos judiciales para acceder a la posesión y propiedad del inmueble en aquellos supuestos en que la operación es de muy dudoso cobro.

En cualquier caso, la dación en pago debe ser siempre la última de las opciones. Antes, y una vez se hayan detectado problemas para asumir las cuotas hipotecarias, hay que dirigirse a la oficina bancaria habitual y plantear la situación, pues tal vez pueda solucionarse pactando una carencia total o una carencia de capital, que consiste en aplazar los pagos durante un tiempo o pagar solo los intereses, según los casos, para dar un respiro al deudor y que pueda recuperarse. Si el banco no da opciones a acogerse a ninguna de estas dos posibilidades, el siguiente caso es plantearles una dación en pago para quitarse la deuda de encima.

Compartir este artículo
Load More Related Articles

Responder

Tu email no será publicadoLos campos requeridos están marcados *

7 + 5 =


Check Also

Precauciones básicas para las compras online

Cada vez es más habitual, por cómodo y ...

¡No te pierdas nada!

¡Síguenos en Facebook!

Últimos Tweets

Economía en Cine & Libros

Libro de ensayo escrito por Brenda Chávez
El materialismo en la infancia
Libros de Finanzas Personales - Domestica tu Economía
Carátula de El fundador
Tiburones financieros
Una imagen del film Pi, fe en el caos
Frases sobre la economía de grandes pensadores
Una serie televisiva sobre las entrañas de Wall Street
Cartel de "El Contable"