Cambios importantes en la factura de la luz para 2020

La factura de la luz es un enigma para muchos usuarios. No solo es cara, sino que cuesta mucho saber qué, cuánto y por qué pagamos según qué. No es fácil leerla, interpretarla. Es incomprensible, plagada de conceptos técnicos, y con cargos e impuestos directos e indirectos. Y la cosa aún se complicará más en 2020, aunque en teoría es a favor del consumidor, que podrá programar su consumo a la carta y en función del precio de los diferentes tramos horarios. Veamos cómo funcionará.

En 2020 se aplicarán cambios a la factura de la luz según el tramo de consumo de la lectricidad.

A partir de enero de 2020, los consumidores con tarifa regulada tendrán discriminación horaria e, incluso, diaria. A según qué horas los precios serán más baratos que en otras, y los fines de semana también tendrán tarifas más baratas que durante la semana. De hecho, los fines de semana solo se aplicará la tarifa barata.

Ahora más que nunca deberemos planificar nuestras tareas domésticas, y tener muy en cuenta a qué hora hacemos cada cosa. Poner la lavadora o el lavaplatos, planchar o ducharse con agua caliente puede salirnos casi a mitad de precio en algunos momentos que en otros. Las horas baratas serán de 12 de la noche (24 horas) a las 8 de la mañana, mientras que la energía será más cara de 10 de la mañana a 14 horas y de las 18 a las 20 horas.

Los tramos establecidos ofrecen diferentes precios: el barato, el intermedio, un 20% más caro que el anterior; y el caro, un 50% más costoso que el barato.

Las quejas y dudas

La reacción de los usuarios al anuncio de la entrada en vigor del nuevo sistema, el tercer cambio en los últimos cinco años, no se ha hecho esperar, y mayoritariamente consideran que es muy complicado sacarle partido a los tramos baratos, que coinciden con la madrugada.

La recomendación de los expertos es la de programar los electrodomésticos, para que en modo robótico se activen de madrugada a la hora deseada. Pero claro, eso supone tener uno de esos electrodomésticos de última generación o una inversión costosa para adquirirlos, lo cual ya entra en conflicto directo con el concepto inicial de ahorro.

El tema del cocinado es otro punto de conflicto, pues se come y se cena en horario caro, y para abaratar el gasto energético deberíamos cocinar de madrugada y dejar comida y cena preparadas.

Compartir este artículo
Load More Related Articles

Responder

Tu email no será publicadoLos campos requeridos están marcados *

1 + 8 =


Check Also

Recomendaciones para el uso estival de las mascarillas obligatorias

El calor que está ostigando la práctica totalidad ...

¡No te pierdas nada!

¡Síguenos en Facebook!

Últimos Tweets

Economía en Cine & Libros

No puede confinarse la creatividad
Película sobre las consecuencias del paro de larga duración
La nueva película sobre el mercado laboral de Ken Loach
Imagen promocional de la película Abuelos
Steven Soderbergh aborda el tea de los papeles de Panamá
Una serie sobre magnates financieros
La obra más aclamada de Santiago Lorenzo
Un documental de HBO
Niall Ferguson repasa la historia del dinero.
La serie de la Fox se enmarca en una gran discográfica de hip hop.
Cartel de la serie documental de Netflix