Videoteca económica estival

Clásico de Charles Chaplin

Estos días salir a la calle es casi una aventura cinematográfica, de modo que son muchos los que han decidido atrincherarse en el sofá, parapetados tras un refresco y un bol de palomitas y al amparo del aire acondicionado, dejando que sean otros quienes corran las aventuras en la pantalla del televisor. Y para todos ellos, para que ni siquiera tengan que hacer un esfuerzo de selección, les proponemos un programa videográfico para estos duros meses de rigurosa canícula. Películas, todas ellas, de temática económica, aunque tratada desde las más diversas perspectivas argumentales.

Wall Street, desde luego, es una recomendación inevitable. Aunque solo sea para decirles que eviten la mediocre secuela. Es decir, que si optan por Oliver Stone y Michael Douglas -buena elección- viajen hasta el 87 y prescindan de la forzada y oportunista propuesta de 2010. Por algo aquella es un referente ineludible y nadie recuerda su continuación.

Margin Call (J.C. Chandor, 2011)y The Company Men (John Welles, 2010) son dos de las mejores y más rigurosas aproximaciones a la reciente crisis económica internacional. Aunque centradas en el descalabro yanqui, la primera explica con precisión casi docente las razones financieras del crack – y apunta sin complejos a los culpables-, y la segunda es un retrato de las consecuencias laborales a pie de calle, que no solo repercutió en la clase obrera, sino a muchos de los que se pensaron intocables desde sus marfileñas torres de ejecutivos.

Clásicos inexcusables

Pero demos un salto atrás en el tiempo y acudamos a los clásicos, pues las preocupaciones económicas y sus repercusiones sociales son cíclicas y no hay periodo en la historia del cine que no se haya inspirado en ellas para realizar magníficos retratos de la represión. Les propongo dos obras maestras sin parangón: Las uvas de la ira (John Ford, 1940), inspirada en la novela homónima de John Steinbeck, y Tiempos modernos (Charles Chaplin, 1936), la insuperable sátira sobre las cadenas de montaje industriales interpretada por Charlot.

Volvemos a la actualidad para recomendarles cualquiera de las películas de temática laboral (siempre denuncias al sistema laboral establecido desde la óptica de izquierdas) rodadas por el realizador británico Ken Loach, azote de los gobiernos británicos y principal exponente de la lucha y reivindicaciones proletaria en pantalla grande. No siempre al mismo nivel, pero a menudo brillante, lúcido e incisivo en sus críticas. Si hay que elegir: Lloviendo piedras, Ladybird, Ladybird, Mi nombre es Joe e incluso La cuadrilla.

Y por si has decidido quedarte todo el verano pegado al televisor – cosa que tampoco te recomendamos, porque siempre es bueno que te dé el aire, aunque sea caliente-, ahí van una serie de títulos contemporáneos de lo más dispares, pero interesantes por una u otra razón: Good by, Lenin!, El capital, Una vida mejor, Una mente brillante, El dilema y la sensacional Los lunes al sol.

Compartir este artículo
Load More Related Articles

Responder

Tu email no será publicadoLos campos requeridos están marcados *

9 + 1 =


Check Also

“Economía en colores”, una visión divertida y accesible de las finanzas

Xavier Sala i Martín, economista de origen español ...

¡No te pierdas nada!

¡Síguenos en Facebook!

Últimos Tweets

Economía en Cine & Libros

Libro de ensayo escrito por Brenda Chávez
El materialismo en la infancia
Libros de Finanzas Personales - Domestica tu Economía
Carátula de El fundador
Tiburones financieros
Una imagen del film Pi, fe en el caos
Frases sobre la economía de grandes pensadores
Una serie televisiva sobre las entrañas de Wall Street
Cartel de "El Contable"