¿Qué es el helicóptero del dinero?

¿De dónde viene la teoría del helicóptero del dinero que tanto suena ahora en las noticias de los medios de comunicación? Imagínese sentado en el sillón de su salón haciendo las cuentas sobre sus finanzas familiares. Imagine que detecta una necesidad de fondos. Y, sobre todo, imagine que la solución para cubrirla no pasa ni por trabajar más, ni por pedir un aumento de sueldo, ni siquiera por pedir un crédito. Finalmente, imagine que la situación se resuelve con una lluvia de billetes.

Todo un chollo ¿Verdad? Esta es una versión muy casera de una teoría económica que planteó en 1969 el economista Milton Friedman en su libro “Las Paradojas del Dinero”.

Helicóptero del Dinero

La comparación original de Friedman tenía como ejemplo una isla con una economía con problemas y un helicóptero que los resolvía tirando dinero. De ahí, que sea conocida como la teoría del “El helicóptero del dinero”.

En realidad, el helicóptero no es más que la metáfora que utilizó Friedman para explicar la política que practican algunos bancos centrales, para tratar de atajar los problemas de las economías, cuando deciden imprimir más dinero sin que el valor de éste esté sustentado por la creación de riqueza en la economía real. En teoría, la intención de los bancos centrales que optan por este tipo de actuaciones es inyectar más dinero en la economía y facilitar el consumo de empresas y familias.

Pero, como ya explicó Friedman, y han advertido muchos economistas desde entonces, el remedio puede ser peor que la enfermedad.  Y es que, ese incremento de la demanda dispara los precios generando hiperinflación y al final las familias siguen con la misma o incluso menor capacidad de gasto que al principio.

Los efectos desastrosos del helicóptero del dinero

Los experimentos históricos de la aplicación de este tipo de políticas así lo demuestran. En marzo de 2016 un estudio realizado por Pimco, el fondo de inversión más grande del mundo especializado en deuda pública, alertaba de los riesgos de regalar dinero. Según Pimco, desde Francia en 1795, hasta Zimbabue en 2007, pasando por la Alemania de 1915 se identifican hasta 56 ejemplos de países en los que, desde el siglo XVIII, se ha implementado esta política con resultados desastrosos.

grafico-helicoptero-del-dinero

El responsable de gestión de carteras de Pimco en Alemania, Andrew Bosomworth, también advertía del peligro de la tensión en los precios: “si miramos hacia el pasado, se puede ver que cuando los bancos centrales pusieron en marcha esta política se crearon enormes cantidades de inflación”.

Pimco no hace más que poner números a la opinión generalizada sobre la teoría del helicóptero del dinero: que es una aberración económica.

Bernanke y su helicóptero en Estados Unidos

Pero para sorpresa de todos, en 2002, Ben Bernanke un prestigioso economista estadounidense licenciado en la Universidad de Harvard, Doctor en economía por el Instituto Tecnológico de de Massachusetts y reconocido experto en la crisis de los años 30, entre otros muchos títulos, afirmó que en situaciones extremas la creación artificial de dinero por parte de los bancos centrales podría ser una herramienta efectiva.

Apenas cuatro años después Ben Bernanke fue nombrado presidente de la Reserva Federal de EEUU (Fed), el banco central estadounidense. Y lo que hasta el momento era la teoría del helicóptero del dinero se convirtió en realidad.

En ese momento, la economía de Estados Unidos presentaba múltiples coincidencias con la isla descrita por Friedman. Inflación muy baja y consumo de hogares y empresas estancados.

Así que, contra la opinión generalizada de los economistas, Bernanke aplicó la teoría de Friedman. Durante su mandato la Fed puso en marcha el primer programa de relajación cuantitativa, Quantitave Easing o más conocido en la jerga financiera como QE. Desde entonces la prensa le bautizó con el apodo de Helicóptero Ben.

Como hemos explicado ya en alguna ocasión en este blog, esto significó que la Fed comenzó a comprar masivamente títulos de deuda pública a corto plazo emitidos por el Gobierno de EEUU con moneda nueva emitida por la propia Fed (el helicóptero del dinero).

Quizá esta vez funcione, quizá esta vez sea diferente

Pero contra todo pronóstico, la teoría de Friedman no parece seguir las pautas habituales en esta ocasión. En EEUU no solo no se incrementó la inflación, sino que ya van por el tercer programa de compra masiva de bonos sin que los precios hayan repuntado de forma alarmante.

Además, esa política estadounidense ha sido repicada en la mayoría de las grandes economías del mundo Japón y Europa incluida y la temida inflación ni está ni parece que vaya a aparecer en mucho tiempo.

Incluso los críticos economistas de Pimco reconocen que quizá esta vez sea diferente. “Nunca se ha puesto el helicóptero del dinero a funcionar en un contexto como el actual en el que la deflación amenaza a áreas económicas muy grandes como la Eurozona o Japón. Tal vez esta vez sea diferente, aunque no existe ninguna evidencia de que esta política haya logrado inyectar la cantidad correcta de dinero para lograr el resultado deseado”, han asegurado.

Pero lo que sí tienen claro tanto Pimco como otros muchos economistas es que lo que se está gestando es una complicada burbuja en el mercado de bonos soberanos. Las advertencias sobre que su pinchazo sea el detonante de una nueva crisis financiera internacional ganan adeptos cada día.

Si tienen o no razón es cuestión de esperar. Quién sabe si tal vez alguien en el futuro tendrá que redactar una nueva teoría del helicóptero del dinero, propiciada por Friedman, para añadirle nuevos riesgos.

Compartir este artículo
Load More Related Articles

Responder

Tu email no será publicadoLos campos requeridos están marcados *

6 + 4 =


Check Also

¿Qué es la mochila austriaca?

La nueva legislatura se ha inaugurado con un ...

¡No te pierdas nada!

¡Estamos en Facebook!

Últimos Tweets

Economía en Cine & Libros

Cartel de "El Contable"
Un cómic sobre la historia de la economía
historia-del-dinero
Portada del libro de Katrine Marçal
¡Siempre el dinero!
Yo, Daniel Blake gana la palma de oro de Cannes
Método japonés para el ahorro doméstico
Imagen promocional de Una mente maravillosa
Cartel de la película Bienvenidos a Grecia
Película inspirada en un personaje real