Cómo pedir un crédito y qué se necesita para hacerlo

¿Qué requisitos deberemos cumplir para conseguir un crédito?

Quién más quién menos ha necesitado alguna vez un préstamo para asumir un gasto que no puede cubrir con el dinero del que dispone en ese momento. Pero por si nunca se ha visto en la necesidad de solicitar un crédito bancario hasta la fecha, veamos cómo hacerlo y que requisitos debemos cumplir para que los bancos nos lo concedan.

En primer lugar, y aunque parezca una obviedad, debemos determinar cuál será la cantidad que vamos a solicitar al banco o entidad de crédito. Si realmente es la que necesitamos y si estamos en condiciones de devolverla. Y este punto es importante, no solo por la obligación que asumiremos de devolver el monto al banco (cantidad prestada más los intereses), sino por el sacrificio que ello supondrá durante el periodo que se establezca como plazo de devolución. Es decir, ¿estamos dispuestos a asumir las estrecheces económicas que supondrá la devolución del préstamo durante todo el tiempo pactado?

Una vez convencidos de ello,  debemos evaluar las diferentes ofertas financieras que existan, teniendo en cuenta el importe del préstamo, el plazo y los costos de cada oferta (intereses, tasas y comisiones). Todas ellas repercutirán sobre el cliente en la operación, del mismo modo que los gastos de notario si dicho trámite legal fuera necesario.

Y una vez tengamos claras todas estas cuestiones, y nos hayamos decidido por un banco u otro, deberemos cumplir todos los requisitos que éste nos exija, o el crédito se nos denegará. Veamos cuáles son dichas condiciones.

Requisitos para obtener un crédito

El solicitante del crédito no debe figurar en ASNEF ni en ninguna otra lista de morosos, pues en tal caso ninguna entidad bancaria les concederá un préstamo.

El banco calculará que la cuota del préstamo que solicitamos no supere el 40% de nuestros ingresos, por lo que es importante que nuestro nivel de endeudamiento sea bajo.

La entidad valorará que nuestros ingresos sean suficientes, regulares y estables. Y en los casos en que el montante del crédito sea importante, puede incluso analizar el nivel de solvencia o solidez de nuestra empresa y la evolución del sector en el que se encuentra. En este sentido, es habitual que el banco nos solicite las tres últimas nóminas del interesado y el IRPF de los últimos años, ya que se valora la solvencia del solicitante y su capacidad de ahorro. Por este motivo, es frecuente que las cosas se simplifiquen cuando el solicitante es un cliente de confianza de la entidad crediticia, pues ya conocen nuestra trayectoria y es más fácil que confíen en nuestra capacidad de devolución.

Compartir este artículo
Load More Related Articles

Responder

Tu email no será publicadoLos campos requeridos están marcados *

2 + 3 =


Check Also

Cómo ahorrar en casa aunque pases fuera las vacaciones

Ha llegado el mes de agosto y miles ...

¡No te pierdas nada!

¡Síguenos en Facebook!

Últimos Tweets

Economía en Cine & Libros

Cartel de la película francesa La Número uno
Póster de la película Normandía al desnudo
Película de Ken Loach que ganó el Festival de Cannes
Libro de ensayo escrito por Brenda Chávez
El materialismo en la infancia
Libros de Finanzas Personales - Domestica tu Economía
Carátula de El fundador
Tiburones financieros