Consumo colaborativo al volante: fórmulas colectivas para ahorrar en los desplazamientos en coche

El consumo colaborativo aplicado al uso del vehículo es un medio de ahorro que se está extendiendo cada vez más. Veamos cuáles son las modalidades de movilidad colaborativa centrada en los coches de uso particular.Modalidades de consumo colaborativo para ahorrar con el coche

Conocido con su nombre original anglosajón “sharing economy”, el consumo colaborativo es el intercambio de productos y servicios entre particulares a través de plataformas digitales, y aplicado a los vehículos particulares hay cuatro iniciativas principales: carpooling, ridersharing, carsharing y el alquiler entre particulares (peer-to-peer car renting).

Modalidades principales

El carpooling es una forma de movilidad colaborativa basada en viajar en un coche compartido a cambio de participar en los gastos. Los conductores ofrecen sus viajes, y los pasajeros pueden consultarlos online y reservar una plaza.

La segunda modalidad más extendida es el ridersharing, un modelo colaborativo que conecta pasajeros con conductores que ofrecen un servicio de transporte centrado en trayectos urbanos de cortas distancias. Este servicio con conductor se ofrece bajo demanda; es decir, es el pasajero quien solicita el servicio.

En su caso, el carsharing  es un sistema de movilidad basado en el alquiler de vehículos de una flota colectiva. En este caso, los coches son propiedad de una empresa o cooperativa que gestiona el servicio, y que suele utilizarse para el uso por horas del vehículo.

Y finalmente, el alquiler de coches privados. Aquí los particulares anuncian su vehículo online para alquilarlo cuando no lo usan, y los conductores pueden acceder a coches cercanos y asequibles pagando solo por el tiempo que lo utilizan. Resulta especialmente útil para conductores que, por ejemplo, solo necesitan el coche el fin de semana y pueden alquilarlo de lunes a viernes, o incluso alquilarlo durante las vacaciones.

Todas estas opciones permiten a los usuarios ahorrar dinero en transportes o incluso sacarle un rendimiento a su vehículo. Además el consumo colaborativo es beneficioso para el medioambiente, dado que se optimiza el parque móvil y se reduce el número de vehículos en circulación. El sentido común es el pilar principal para lograr una movilidad más económica, sostenible y respetuosa con nuestro entorno.

Compartir este artículo
Load More Related Articles

Un comentario


  1. Avatar

    terrabiketours

    22 marzo, 2019 at 10:30 am

    La mejor forma de ahorrar tanto para el bolsillo propio como para el mundo dónde vivimos es intentar desplazarnos en trayectos diarias en bicicleta. Se nota a nivel de salud, por el hacer ejercicio, y en el bolsillo también mucho.

    Reply

Responder

Tu email no será publicadoLos campos requeridos están marcados *

5 + 4 =


Check Also

Calendario de la campaña de renta 2018 para el contribuyente

La campaña de la renta 2018 ya ha ...

¡No te pierdas nada!

¡Síguenos en Facebook!

Últimos Tweets

Economía en Cine & Libros

Cartel de la serie documental de Netflix
La película sobre el Brexit
El diccionario permite a los consumidores entender la letra de los contratos de las aseguradoras.
Un libro de Fernando Trias de Bes
Protagonistas de la serie Ballers
El reparto artístico de Silicon Valley
Un libro para aprender economía divirtiéndose.
El póster del último film de Kevin Spacey
Cartel de la película francesa La Número uno
Póster de la película Normandía al desnudo
Película de Ken Loach que ganó el Festival de Cannes