Cómo evitar las estafas electrónicas que proliferan durante la cuarentena

La policía ha alertado de que durante la cuarentena han proliferado los intentos de estafa electrónica, consistente normalmente en conseguir datos personales y bancarios de los ciudadanos. Veamos cómo evitar estos fraudes.

Se han incrementado las estafas digitales durante la cuarentena.

En primer lugar, cabe recordar que ninguna entidad bancaria les solicitará sus datos ni telefónicamente ni por correo electrónico. No le confíe a nadie sus contraseñas, número de tarjeta, CVV o el PIN, por teléfono, mail, SMS o redes sociales. De este modo evitarán posibles fraudes.

Tampoco deben abrir archivos adjuntos en los correos electrónicos que reciban, ni hacer clic en enlaces web de mails sospechosos que hablen del Coronavirus. A sabiendas del interés y la curiosidad que suscita el tema, se han creado infinidad de sitios web falsos dedicados al virus durante la crisis para intentar estafar a los usuarios. Por ello, se recomienda navegar solo por páginas web que incluyan al inicio de la URL https:// y no [http://]http://. Las apariencias engañan, y los atacantes suelen crear emails y páginas con un aspecto muy similar a la oficial.

Hay que fijarse bien en los indicios sospechosos que comprometen la seguridad. Por ejemplo, el contenido suele mostrar fallos ortográficos o un lenguaje extraño más propio de una máquina.

Móvil: SMS

Los móviles también son una posible vía de acceso para los ceberdelincuentes, que pueden haber conseguido su número en cualquier base de datos pirateada. Poe eso no debe hacerse clic en el enlace o número de teléfono de un mensaje del que no estás seguro. De hecho, lo mejor es no abrir ningún mensaje de procedencia desconocida. Y desde luego, no hay que responder a ninguno de esos mensajes.

Si lo que se recibe es una llamada telefónica de origen desconocido, deben sospechar si no te hablan en castellano de manera fluida,  y en ningún caso deben facilitar sus datos a quien les llame, sea cual sea su presunta procedencia.

Y en cualquier caso, si decide atender alguna llamada, sospeche ante solicitudes que no sean habituales y trate de verificarlas por otra vía alternativa, correo, llamada, etc, antes de acceder a revelar información alguna.

Del mismo modo que se recomienda no entrar en webs sobre el coronavirus, tampoco es prudente descargarse informaciones recibidas por mail o whatsApp. Podrían infectarles con malware el ordenador o el móvil.

Por otro lado, las autoridades solicitan que por su seguridad los ciudadanos no compartan información no contrastada con fuentes oficiales, pues así se contribuye en la difusión de bulos.

Compartir este artículo
Load More Related Articles

Responder

Tu email no será publicadoLos campos requeridos están marcados *

Check Also

El ahorro por precaución puede frenar la reactivación económica

Los ciudadanos ahorran más que nunca desde que ...

Economía en Cine & Libros

No puede confinarse la creatividad
Película sobre las consecuencias del paro de larga duración
La nueva película sobre el mercado laboral de Ken Loach
Imagen promocional de la película Abuelos
Steven Soderbergh aborda el tea de los papeles de Panamá
Una serie sobre magnates financieros
La obra más aclamada de Santiago Lorenzo
Un documental de HBO
Niall Ferguson repasa la historia del dinero.
La serie de la Fox se enmarca en una gran discográfica de hip hop.
Cartel de la serie documental de Netflix