Cinco consejos de consumo para 2018

Cierto, es un topicazo navideño lo de la lista de “consejos navideños para”, pero seamos sinceros, ¿no es acaso la época Navideña la que más repleta está de tópicos sobre hábitos de consumo? Pues aprovechemos ahora al menos para que estos tópicos nos refresquen la memoria y adelante con los cinco consejos de consumo para que 2018 tengamos un poco más de seguridad jurídica a la hora de consumir. Ya que, parece, salimos de la crisis y que el consumo revive, que reviva con un poco de brillo legal…

Cinco consejos de consumo para 2018 - Domestica tu Economía

Como primer propósito en estos primeros días del año, centrémonos en estas cinco propuestas para recordarlas hasta que finalice 2018:

1. Leer antes de comprar.

Lo más básico, lo primero de todo, leer bien las condiciones de lo que vamos a contratar. Y da lo mismo que lo que nos ocupe sea:

  • un libro en una tienda online,
  • un seguro de viaje,
  • un coche
  • un servicio de canguros.

Es imprescindible que conozcamos las condiciones exactas de lo que estamos comprando, sus formas de pago, posibilidades de devolución, condiciones y restos de especificaciones que pueden hacer que el precio aumente o nos llevemos sorpresas a posteriori. Si nos llevamos sorpresas que no sea por no haber dedicado un mínimo de tiempo al primero de estos cinco consejos de consumo: leer antes de dar a “he leído y acepto” como si no hubiera un mañana.

2. Guardar prueba

Las condiciones de compra (impresas o guardadas en pdf), los recibos, la garantía, las condiciones del seguro o garantías ampliadas, la copia de la hoja de reclamaciones o las fotos del estado de los productos o de los desperfectos sufridos son, la mayor parte de las veces, el único medio de poder reclamar y ejercer nuestros derechos. Sabemos lo difícil que resulta guardar todos esos papelitos, pero es mucho más costoso no haberlo hecho y que los necesitemos, ¿no?

3. Utilizar páginas seguras

En casos de compra online, siempre mejor si la web (en caso de compra online) es HTTPS. Esto no quiere decir que en una que no lo sea nos vayan a engañar o a robarnos el dinero de la cuenta al pagar… pero si quisieran hacerlo les resultaría mucho más fácil. Es como decidir llevar el bolso abierto en una aglomeración navideña… no implica nada, pero…

4. Ejerce tus derechos

Un elenco de consejos de consumo para 2018 no puede dejar pasar por alto la reclamación. Ejercer tus derechos como consumidor no es complicado. En este mismo blog hemos indicado muchas veces la importancia de pedir el libro de reclamaciones en caso de que se vulneren nuestros derechos (por ejemplo si no nos dejan entrar sin motivo a un restaurante o nos niegan la garantía de un producto, únicamente hace falta un poco de paciencia y, en la mayor parte de los casos (especialmente en los establecimientos adheridos a sistemas de arbitraje), es rápido,  transparente y sin coste.

5. Vigila a los pequeños para educarlos en el consumo responsable

Los menores son especialmente sensibles a cometer imprudencias como consumidores, ya que el proceso de consumir requiere de un aprendizaje que cada vez estamos acortando más y más, hasta el punto de que en muchas ocasiones dejamos que los más pequeños se lancen sin ningún tipo de vigilancia ni acompañamiento al mundo del consumo. Atender a los menores, estar con ellos para explicarles las consecuencias de comprar, especialmente en internet, requiere, en muchos casos, una buena dosis de paciencia. No obstante, si queremos evitar sustos y, sobre todo, ayudar a que crezcan como personas integradas en una sociedad de consumo ética y responsable es, literalmente, el tiempo mejor invertido.

Desde la compra de una entrada de cine a la descarga de apps, juegos online y libros electrónicos… Es conveniente acompañarlos en el proceso de compra. Leer con ellos cada paso que ha señalado el vendedor en su página web. Es necesario ayudarles a entender las consecuencias de sus acciones: “cuando das a pagar o comprar sale dinero de aquí, que es la cuenta de mami y papi”. Dar a nuestros pequeños estos consejos de consumo, resulta una experiencia enriquecedora tanto para padres como para hijos. Hay muchos casos en los que la paga se da en formato de tarjeta precargada que requiere la firma de los padres, pero que sirve para que entiendan el concepto de dinero “no físico”, y como su paga y ahorros se reducen cuando quieren comprar ese nuevo personaje para un juego al que luego van a jugar 5 minutos… a la segunda vez se lo piensan mucho mejor

Con atender un poco a estos cinco consejos en 2018 ya habremos mejorado nuestro hábito como consumidores, pero tranquilos, que, si os parecen pocos, seguiremos desgranando, como siempre, más y más temas nuevos. ¡Felices Reyes!

Compartir este artículo
Load More Related Articles

Responder

Tu email no será publicadoLos campos requeridos están marcados *

4 + 3 =


Check Also

¿Y si tenemos que coger taxis en vacaciones?

Ahora que los dimes y diretes entre taxis ...

¡No te pierdas nada!

¡Síguenos en Facebook!

Últimos Tweets

Economía en Cine & Libros

Cartel de la película francesa La Número uno
Póster de la película Normandía al desnudo
Película de Ken Loach que ganó el Festival de Cannes
Libro de ensayo escrito por Brenda Chávez
El materialismo en la infancia
Libros de Finanzas Personales - Domestica tu Economía
Carátula de El fundador
Tiburones financieros